Disfruta de un paseo entre pintura de paisajes y diversas artesanías creadas por mí con mucho cariño.

miércoles, 5 de octubre de 2016

No comprar en Muebles Rey, son unos ineptos

El título de esta entrada es más bien un consejo para futuros compradores en estas tiendas.
Ultimamente, aparte de enseñaros mis progresos en mis artesanías, me gusta comentar mis experiencias como consumidora en las tiendas a las que compro tanto si la experiencia es buena como si es mala.
No me gusta hacer este tipo de post, pero como estoy muy enfadada con lo acontecido, si os sirve mi experiencia y os puedo ayudar a los que estéis pensando en comprar o no un mueble o un dormitorio como ha sido mi caso en estas tiendas, os voy a contar lo ocurrido y el mal trato recibido una vez que el pedido ya ha sido hecho y pagado, es decir en la postventa.
Todo empezó una tarde de verano concretamente el 28 de junio de este año 2016.
 Mi hijo ya tiene 16 años y llevaba con el dormitorio que tenía muchos años y ya tocaba renovárselo. Habíamos estado en otras tiendas de los alrededores de Sevilla viendo muebles y no nos acababa de convencer ninguno, así que nos hablaron de Muebles Rey y fuimos esa tarde a verlos, esa era nuestra intención, solo verlos ya que tampoco habíamos visto muchos y la verdad que lo que vimos en la tienda que tienen en el Polígono Manchón no nos gustó mucho, además todas las camas nido medían 190cm y como mi hijo está bastante alto, la queríamos de 2 metros de largo.
Cuando ya nos íbamos, nos paró un vendedor y nos dijo que si nos podía ayudar en algo, yo le dije que no habíamos encontrado lo que queríamos y él nos preguntó que era lo que buscábamos y que se podia hacer todo lo que se quisiera.
Así que nos enseñó catálogos y al final nos convenció y acabamos comprando el armario diseñado a nuestro gusto tanto por fuera como por dentro y la cama nido a juego de 2 metros de largo.
Luego nos llevó a la zona de los colchones y nos enseñó uno viscoelástico, lo probamos y era bastante cómodo y como estaban de oferta a la mitad de precio, al final acabamos comprando también tanto el colchón para mi hijo y uno para nosotros ya que el nuestro era de latex y ya tenía casi 10 años y se recomienda que pasado ese tiempo se cambie de colchón.
La verdad es que nos tocó un buen vendedor de esos que ven a un cliente y no dejan que se le escape, todo eran buenas palabras y mucha amabilidad, así solo habíamos entrado a mirar y al final acabamos comprando el dormitorio a mi hijo y también un colchón para nosotros. Incluso nos regalaron unas fundas para los colchones y que en realidad se trataba de unos nórdicos.
Estábamos encantados con la compra y nos fuimos muy contentos a casa.
A mí que me gusta mucho comprobar todo por internet, indagué a ver las opiniones que tenía Muebles Rey y cual fue mi sorpresa que los ponían a parir, había infinidad de quejas, incluso hubo una época que tuvieron que cerrar y por lo visto otro franquiciado de Utrera la volvió a abrir.
No me gustó nada lo que leí, si lo hubiese leído antes, os aseguro que no hubiese ni puesto un pie en la tienda, pero ya no había marcha atrás, en ese momento caí que habíamos comprado unos colchones que no sabíamos ni la marca que eran.
Busqué en los papeles que habíamos firmado y allí estaba el modelo y la marca.
Se llamaban Rituals de Karibian, entonces busqué en internet para ver si era conocida esa marca, pues no, había muy pocas opiniones sobre ellas, navegando más conseguí dar con la web de esos colchones, es una fábrica española afincada en Murcia que tiene colchones de gama alta.
Tienen un vídeo que se ven como fabrican sus colchones, la verdad es que me quedé más tranquila. La cosa era que hasta que no los probara no estaría tranquila del todo.
Volviendo al caso que estoy contando. Los muebles tardaron más de un mes en fabricarlos y eso que solo era una cama y un armario.
Nuestro colchón lo trajeron antes y así pudimos disfrutarlo a la semana de la compra. Tengo que reconocer que es super cómodo y que tanto mi marido como yo estamos muy contentos.
Así que hasta la presente todo iba muy bien.
A finales de Julio me llamaron para la entrega del dormitorio.
Aquí empezaron todos los problemas, el armario llegó perfecto y con un diseño muy bonito, era tal cual lo habíamos pedido, pero cuando llegó el turno a la cama, los montadores se dieron cuenta que se habían equivocado con las medidas, nos la habían hecho de 190cm. en vez de 200cm. como habíamos encargado, así que teníamos un colchón que no cabía en la cama por lo que no se podía usar.
Tuvimos la mala suerte que en Agosto cerraba la fábrica y que hasta principios de septiembre no se podían hacer cargo del error cometido.
Así que la ilusión de mi hijo de este verano de estrenar dormitorio nuevo se vió en aguas de borrajas y tuvo que volver a dormir en la habitación de su hermano como cuando eran pequeños.
Yo tuve toda la paciencia del mundo porque entiendo que cuando algo no es materialmente posible, no se puede y era de entender que fábrica cerrara todo el mes de agosto, pues no me quedaba más remedio que aguantarme.
Esperé todo el mes de agosto y en septiembre nos fuimos unos días de vacaciones, a la vuelta llamé al servicio de incidencias para preguntar como estaban las cosas, allí nadie cogía el tfno. por lo que llamé a la tienda, allí me dijeron que en Utrera estaban de fiestas y que por eso no habían cogido el tfno.
Por lo que decidí llamar al día siguiente.
Cuando llamé seguían igual en incidencias, nadie respondía, así que llamé al departamento de estado de los pedidos, allí me dijeron que mi pedido se estaba procesando y que hasta el 29 de septiembre no estaría listo. Yo dije que eso como iba a ser. que lo único que tenían que hacer eran unos largueros y eso no creo que tardase tanto y me dijeron que habían pedido la cama entera, cosa que no entendí, les dije que quería hablar con un responsable y me dijeron que llamase a la tienda.
Volví a llamar a la tienda y hablé con la recepcionista que me dijo que se llamaba Regina, era muy amable, me pasó con el responsable de tienda y le conté lo que pasaba y que no entendía porque iba a tardar tanto en solucionar el problema.
Le dije que mi hijo llevaba más de 1 mes durmiendo en la habitación del hermano y que estaba muy desilusionado. Y que desde septiembre en cuanto empezaron los Institutos y las Universidades, al tener horarios distintos, mi hijo había tenido que empezar a dormir en su habitación con el colchón en el suelo. Todo fueron buenas palabras y me dijo que iba a intentar agilizarlo todo, también le dije que si me podían cambiar los nórdicos de regalo por unas fundas ya que eso es lo que yo pensaba que era el regalo, al principio me puso pegas, pero luego accedió. 
Así que yo le di las gracias y ya vi que no podía hacer mucho más.
Os enseño fotos de como estaba la habitación de mi hijo hace solo un día.


 Hace unas semanas volví a llamar desde el fijo y luego desde el móvil para ver como iba todo y cuando llamaba no cogían el teléfono y era raro porque siempre me lo habían cogido a la primera, después de muchos intentos y sin éxito, probé a llamar desde el móvil de mi hijo y cual fue mi sorpresa que me lo cogieron a la primera con lo que comprobé que llamando desde el fijo y desde mi móvil que eran nº que la recepcionista conocía muy bien, no me los cogían y llamando desde un nº que no tenían ellos, lo cogieron al momento.
Así que tuve una discusión contándole lo que había pasado y ella seguía diciendo que no era así. Para abreviaros y no daros más el tostón, os diré que han sido muchas llamadas, las cuales no han servido para nada, y que ya se saben todos los móviles de la familia ya que no me ha quedado más remedio que cada vez que quería hablar con la tienda tenía que hacerlo con otro nº que allí no conociesen.
No veais la impotencia que entra.
Bueno, por fín hoy se ha solucionado todo, ya tiene mi hijo su cama y esta noche podrá dormir en ella. Con lo facil que hubiese sido todo si desde un principio se hubiesen hecho las cosas correctamente.
Menos mal que los muebles están bien y son tal como los pedimos, de eso no tengo quejas.
Os enseño la foto que le he hecho después de que terminasen de montarla y el armario que va a juego, ya solo queda vestirla para que mi hijo pùeda dormir en ella esta noche.



Y eso sí, me han traído las fundas y se han llevado los nórdicos, en eso no han tenido vista comercial, por lo menos si no hubiese tenido que devolver los nórdicos, hubiese estado más contenta dentro de lo que cabe porque con las disculpas no me vale, creo que ha sido un mal detalle por su parte.
Pero ya sabeis, si vais a comprar en Muebles Rey y solicitáis algo de encargo, rezad porque no se equivoquen en fábrica porque si no, os tocará esperar una eternidad y además muchas , muchas llamadas y muchos sofocones.

1 comentario:

Stella dijo...

ufff estas cosas nos acaban haciendo perder tiempo y energía...gracias por tu entrada,no todo el mundo tiene coraje de decir que le han hecho una mala jugada y el castigo social es siempre el más efectivo...y que ojalá hoy al fin disfrute tu hijo de un descanso reparador